04 - EL ESTATUS PERVERSO. J. Javier Fernández Soriano

RESUMEN



El estatus perverso

Una de las posibles consecuencias del sufrimiento de importantes daños narcisistas en la infancia es la perversión. El perverso puede conseguir el máximo grado de neutralización de la angustia si logra establecer, con los objetos significativos, un estatus perverso, es decir, un modo de relación caracterizado esencialmente por la mentira, con el objetivo de que lo perverso, lo «que corrompe las costumbres o el orden y estado habitual de las cosas»; pase a ser lo «normal», es decir, habitual y creador de norma. Se alcanza el estatus perverso cuando la perversión se disfraza de «ley» que, además es aceptada, incluso reclamada por el objeto. El estatus perverso, al igual que la perversión misma, tiene extrema dificultad para ser abordado en el psicoanálisis, por lo arcaico de la patología y por ser egosintónico. No obstante, la aproximación analítica, creo que debe estar orientada a poner de manifiesto la mentira fundamental, que es la síntesis y manifestación principal de las defensas en la perversión.



Palabras clave: Estatus perverso, Mentira, Perversión


Necesitas estar identificado para poder descargar el artículo completo

ASOCIACIÓN PSICOANALÍTICA DE MADRID | C/ Juan Bravo 10 - 4º - 28006 Madrid | 91 431 05 33 | apma@apmadrid.org
Aviso Legal